sábado, 28 de agosto de 2010

A los desertores... ni agua

Conversación escuchada en una cafetería, entre caña y caña. Un homosexual le comenta a un colega sobre otro colega homosexual que se ha hecho heterosexual:

"-Tu te crees... que fuerte, despues de todos estos años, y ahora quiere engañarse pensando que no es homosexual. A esos habria que quemarlos, por traicionar nuestra causa"
"-Bueno, en ese caso, tú también tendrias que estar quemado... no? Tu traicionaste primero a la heterosexualidad"
"-Tio eres un nazi y un sectario. Lo nuestro es un sentimiento de verdad! Que ciegos estais"
"-Ya... y lo que siento yo por mi mujer no, verdad? Genial."

La verdad... que en lo que tardan en servirte una caña en una barra te de tiempo a escuchar esto (no hablaban bajito precisamente) es todo un logro.