lunes, 10 de mayo de 2010

Verdades como puños (con comentarios)

Recientemente he recibido un correo con una serie de aseveraciones la mar de curiosas (y de graciosas). Como es posible que también lo hayáis recibido reproducirlo sin más sería un poco monótono, así que lo hago añadiendo mi pequeño toque personal, en cursiva tras cada frase. Ale, que es lunes y la vida es bella.
  • Yo tampoco sabía qué coño hacer con el color blanco del plastidecor. Yo lo usaba mezclándolo con el rojo para hacer rosa, hasta que ciertas personas se preocuparon por mis tendencias sexuales... entonces dejé de utilizarlo como todos los demás chicos.
  • Odio que me despierten preguntando si estoy dormido.
  • Yo también he tirado de la puerta cuando debía empujar. Y lo sigo haciendo.
  • Yo también he utilizado alguna vez el móvil como linterna. En Nokia, avispados como nadie, captaron esta tendencia del usuario y empezaron a comercializar móviles con linterna.
  • Saco el móvil, miro la hora, lo guardo, ¡ni puta idea de que hora es! Lo mejor de todo es que hagamos esto aún teniendo reloj de pulsera.
  • El día que Alex Ubago tenga novia y sea feliz, se acabó su carrera musical.
  • Sí, a mi también me dan ganas de pedir un cubata al entrar a Bershka. Realmente esto es culpa de los diseñadores, que crean los espacios para parecerse a discotecas; que se lo pregunten si no a los gimnasios Gym Box o la tienda sita en Camden Town Cyberdog (ambos con DJ residente).
  • Pidas lo que pidas, el peluquero siempre hace lo que le sale de los cojones... Tú no eres moderno, tú eres gilipollas... Saben aquel que diu de un tío que va a la peluquería y dice "quiero mechas rubias en la coronilla, una patilla más larga que la otra, trasquilones en el lado derecho y un par de arañazos con la navaja en la nuca"; el peluquero contesta "yo no puedo hacerte eso", y el cliente espeta "¿no? ¿y la última vez qué me hiciste cabronazo?"
  • Yo también dije ¡trae, que tu no sabes! y yo tampoco supe.
  • El dinero no da la felicidad, pero yo prefiero llorar en un Ferrari.
  • ¡Yo también canto las canciones en inglés como me sale de los cojones!
  • Para los que nunca saben si es el timbre o el interruptor de la luz. Para los que lo encienden a puñetazos y acaban cargándoselo, también.
  • ¿Cuántos años debe tener ahora el niño de Kinder chocolate?
  • ¿Por qué viene una tía del futuro a explicarme cómo funciona la lejía?
  • Todo lo que me gusta es inmoral, ilegal o engorda.
  • No entiendo como la gente duerme en el metro y se despiertan en su parada. En Tokio lo hacen poniendo una sintonía diferente en cada estación, así cuando oyes la tuya sabes que te toca y te bajas. Muy apañados estos japos.
  • Señoras que se quedan dormidas con la novela pero si cambias se despiertan. Igualito que tu padre cuando ve ciclismo.
  • A Belén Esteban le va a durar la nariz lo que a mi la batería... 4 rayitas.
  • Mi madre también me dijo "como vaya yo y lo encuentre..." ¡Y lo encuentra! Luis Piedrahita tiene una teoría a este respecto (saltad a minuto 6:50), aparentemente el objeto en cuestión se acojona cuando oye venir a tu madre y sale por voluntad propia.
  • Yo también creo que en humor amarillo moría gente.
  • Me acabo de enterar de que SUGUS es capicúa.
  • Mi madre también dice: "¡esta es la primera vez que me siento en todo el día!"
  • Yo también hablé delante del ventilador, para oír mi voz de robot.
  • (Todos listos para la foto) "Ay no, está grabando". También está el/la que, viendo la lucecita roja de la cámara, te pregunta "¿estás grabando?"
  • Yo también de pequeño decía "inglish pitinglish".
  • Siempre quise subirme a un taxi y gritar: "¡Siga a ese coche!"
  • Yo me he hecho chuletas en la calculadora Casio.
  • Kleenex petrificados que aparecen en los bolsillos tras lavar la ropa. También está ese de las hojas de Playboy petrificadas, pero esto tal vez es otro tema.
  • Para los que odiamos la foto de nuestro DNI.
  • ¿Quién no vio a alguien correr y le gritó "corre Forrest corre"?
  • Madres que dicen 'Que cuando tú vas, yo ya he vuelto un par de veces". Esta debió de ser la inspiración de Chenoa.
  • Señoras que dicen "Niño, pásame eso, que está ahí, encima del... este". Yo tenía una novia que hablaba así constantemente; sus amigas la entendían a la perfección, yo me sentía como entre extraterrestres.
  • Seamos realistas; nadie hará una fila y saldrá en calma si hay fuego.
  • Mama hazme algo para comer. ¿Por qué no te lo haces tú? No da igual no tengo hambre.
  • Vivo con el miedo a que uno de mis contactos me lleve al diario de Patricia.
  • Yo también dije "mañana me levanto temprano y estudio".
  • Yo también he visto como los demás escribían hojas y hojas y yo no tenía ni zorra de la pregunta del examen.
  • Para los que cuando tocamos timbre y preguntan "¿quién es?", decimos: "¡YO!"
  • Señoras que riegan las plantas de marihuana de sus nietos sin saberlo.
  • Señoras que dicen almondigas y crocretas y fambruesa. Y murciégalo.
  • Yo nunca he terminado una goma de borrar, antes se me pierden. Yo me sé de un par de personas que se las comían porque ponía "NATA"... miráoslo, igual donde desaparecen es en la tripita de vuestro compañero de oficina.
  • Yo tampoco he visto nunca una paloma pequeña ¿Nacen ya grandes?
  • Ojalá tuviera por la noche el sueño que tengo por la mañana.
  • En todo examen hay un alumno que pregunta qué día es.
  • Caerte en público y levantarte a la velocidad del rayo como si nada. Y que se te escape un pedo y pretender que era un estornudo.
  • Yo también me he dicho: Esto ya lo he vivido antes..
  • Yo de fiesta también he gritado: ¡TOOOOOMAAAAAAAA!, cuando entra un temazo.
  • A mi también me dijo que le salió fatal y la muy guarra sacó un 10. Juas, ¡ese era yo!
  • Yo también disimulo con el móvil cuando paso de saludar a alguien.
  • Yo también me quedé aislado porque mi madre fregó el suelo.
  • Poner el dedo para que no te muerdan demasiado el bocata.
  • Yo también me pego golpes contra los muebles y empiezo a agonizar.
  • Señoras que temen que tu compra se meta en la suya en la cinta del súper.
  • Señoras que se pelean por los caramelos en las cabalgatas de reyes.
  • Yo también creo que Google y Hacendado dominarán el mundo.
  • Mi cuarto se desordena solo. Y esto no lo digo yo, lo dice la termodinámica con su teoría de la entropía.
  • ¿ABRE FÁCIL? ¡Los cojones!
  • Los cortes de digestión no existen, son los padres.
  • Me he muerto 19.985.322.486 veces por no haber reenviado cadenas de e-mails.
  • Yo también aprieto más fuerte el botón del mando cuando se gastan las pilas.
  • Yo también digo NADA cuando me pasa ALGO.
  • Si le digo a un amigo que mire DISIMULADAMENTE, nunca mira disimuladamente. Y cuando trato de indicarle con el dedo a quién tiene que mirar la persona en cuestión se gira y me pilla con el dedo acusador enhiesto como un ciprés.
  • A mi también me han mandado callar mis padres cuando veían que tenía razón. Y mis profesores, y mi jefe...
  • Es mejor hablar en clase que en el recreo.
  • Yo también sigo viendo capítulos repetidos de los Simpsons.
  • ¡Siempre se me cae un calcetín cuando llevo un montón de ropa a la lavadora!
  • Yo también me acuerdo de eso tan importante que tenía que llevar hoy al trabajo cuando ya he llegado a la oficina.
  • Yo también salgo de casa deprisa porque llego tarde y a los 20 metros me doy cuenta de que me he dejado la tarjeta del metro y tengo que volver.
  • [Ponga aquí su frase].