jueves, 22 de octubre de 2009

"Los falsos peregrinos" o "Los Escritores Negros cazados"

Con el título de esta novela de Nicholas Wilcox quiero denunciar un "abuso de hospitalidad" que me ha enervado sobremanera. La Red es un lugar que fue creado pensando en la colaboración entre iguales y que ha crecido gracias a la colaboración entre iguales. Los ´sitios más prósperos en Internet son aquellos donde los usuarios crean un entorno de comunidad, apoyándose los unos a los otros y castigando a aquellos que pretenden abusar de la amabilidad ajena. El caso que denuncio relata uno de estos abusos.

Muisheto publicó anoche una entrada sobre nacionalismos y fanatismos; esta misma mañana había un comentario en tal entrada proveniente de un usuario llamado Escritores Negros que ofrecía un intercambio de enlaces.


Esta es una práctica bastante extendida en la Blogosfera (ved por ejemplo la sección Blogs Amigos en nuestro menú lateral), por lo que a priori era partidario de aceptar el intercambio. Sin embargo, antes de proceder, resulta sensato investigar un poco la página destino para ver con quién nos estamos asociando.

Lo primero que hice fue comprobar el perfil de Escritores Negros, descubriendo que cuenta con tres blogs diferentes: "Spanish Ghost Writer", "Escritores Negros. Escritores Fantasma. Ghost Writers. Negros literarios sin firma" y "Guionistas y Creativos".


Ahora bien, cuando entré en los diferentes enlaces a los blogs vi que en realidad todos apuntaban a la misma página, cosa que me hizo sospechar, ¿por qué iba alguien a crear tres blogs diferentes que son realmente el mismo? Y lo que es aún más chocante, ¿cómo ha tenido tiempo de crear los tres blogs si según su perfil apenas se ha inscrito en Blogger este mes?

El paso siguiente fue explorar la página en sí, www.escritoresnegros.com. Parece tratarse de un grupo de editores que ofrece servicios de redacción de textos de todo tipo cobrando una prima por ello. Navegando por el sitio web veo una sección de "Webs Amigas" y un desplegable que reza "Recomendamos..." con enlaces a diferentes páginas y blogs sin relación aparente; aquí es donde caería nuestra página en el caso de aceptar el intercambio de enlaces.

Así pues, ¿por qué están estos Escritores Negros interesados en nuestra página si no tiene demasiado que ver con lo que ellos hacen? Una sencilla búsqueda de Google me da la respuesta: estos impresentables han publicado el mismo comentario, calcadito hasta la última coma, en al menos una docena más de blogs, y eso teniendo en cuenta solo los que están indizados por Google.


De aquí solo se puede extraer una conclusión, y es que el sitio web se trata simplemente de un negocio y, al proponer el intercambio de enlaces, los responsables no están fomentando la interconexión de páginas afines sino pervirtiendo el espíritu de comunidad de la Red en aras de la difusión gratuita de su empresa.

Señores Escritores Negros, me parece muy lícito que quieran publicitar su negocio, pero utilicen para ello los canales tradicionales o, si quieren aprovechar la interconexionalidad de las redes sociales digitales, creen un canal en YouTube, un usuario en Twitter o un perfil en Facebook, pero no abusen de los espacios de expresión abiertos a la comunidad para obtener rédito económico.

P.D.: Nótese que, como los comentarios y perfiles realizados por Escritores Negros pueden ser retirados y así mis argumentos quedar carentes de prueba, me he tomado la molestia de tomar capturas de pantalla de todos ellos, que quede así en perpetuidad.